lunes, 2 de noviembre de 2015

Fijaré en ti mis ojos


"No se agota la bodad del Señor, no se acaba su misericordia;
se renuevan cada mañana, qué grande es tu fidelidad!; me digo:
«¡Mi lote es el Señor por eso esperaré en él!».
El Señor es bueno para quien espera en él, para quien lo busca;
es bueno esperar en silencio la salvación del Señor".

Lecturas del día: (Lam 3, 17-26) (Sal 129, 1-8) (Rom 6, 3-9) (Jn 14, 1-6)
CONMEMORACIÓN DE TODOS LOS FIELES DIFUNTOS

0 comentarios:

Publicar un comentario